No, si ya verás tú como…

Tecnología, programación, negocio, música, literatura, …

“Aceptar, aceptar, aceptar, …”, la blitzkrieg de Google.

Hoy me han invitado a Google+. He aceptado laa invitación. Tras entrar y trastear dos minutos me he encontrado con un link para la aplicación de Android. Tengo una HTC Desire y programo en Android: sin sorpresas. Voy al Market y la descargo. Cuando instalas algo en un terminal Android, previamente a la instalación se te informa de qué permisos necesita la aplicación para funcionar. Algo típico es que si usas una aplicación de mapas te avise de que en algún momento usará el GPS. Si es una aplicación de agenda es normal que te pida acceso a los contactos. Y así. Pues al descargar la aplicación de Google+ me encuentro con esta pantalla de permisos y las siguientes páginas de información:

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Sencillamente:

  1. Pide todo y la Luna.
  2. Lo pide sin concreción (no es lo mismo permiso para llevar armas que para matar a gente)
  3. Si no sabes inglés, no sabes que estas aceptando que Google monitoree tu posición. Si sabes inglés y no aceptas, no puedes instalar la aplicación.
  4. Si aceptas “you are happy” no “you resign to”, es decir, “estas contentísimo de la vida” de que Google acceda a tu posición en lugar de “aceptas que no te queda más remedio”.
  5. Justifican el uso de los permisos de posición para usar el Stream cercano (supongo que será alguna manera de filtrar lo que se publica en tu terminal en función de la distancia con quien lo publica), poder compartir la posición o geolocalizar fotos. ¿No bastaría añadir un botoncito en esas funciones para habilitarlo cuando lo deseases?
  6. Permiten quitar tu posición de alguna de las funcionalidades cuando vas a postear. De nuevo el “encendido por defecto” en lugar de “apagado por defecto y fácil de encender cada vez”. Al menos se queda recordado que no quieres compartir la posición, pero ojo: eso no significa que la aplicación deje de acceder a las posibilidades de localización.
  7. Y la joya de la corona: si quieres deshabilitar la localización… apaga los servicios de localización del móvil. Si señor. Aplauso lento. Ya sabeis, si teneis un terminal con GPS y Android, para que una aplicación no acceda a tu posición… ¿debes desactivarlo todo? Es como si me dijeran que para no ver el Teletexto tuviera que apagar el televisor.
  8. Lo genial es que, por si acaso no caes en la obviedad, te recuerdan que si desactivas las capacidades de posicionamiento, desactivas esa posibilidad en otras aplicaciones como Google Maps.

Es decir, si quieres estar a la última en la red social de moda, montada por el gigante de la Internet que es Google, debes permitirles que sepan donde estás en todo momento. No es el objetivo de este post el explicar por qué ESO NO ES BUENO, pero si me gustaría que nos hiciera plantearnos todas esas veces en las que somos confiados y “aceptamos, aceptamos, aceptamos” a la velocidad del rayo. Si uno instala la aplicación de Google+ (por ejemplo, aunque hay muchas más) y no se para a leer, no sabe a qué se atiene. Todas estas asunciones, gota a gota, usuario a usuario, son las que le dan a Google el inmenso poder que tiene. La prisa, esta vez, no es del invasor, sino del invadido… pero por eso se convierte en la táctica perfecta.

Anuncios

Navegación en la entrada única

3 pensamientos en ““Aceptar, aceptar, aceptar, …”, la blitzkrieg de Google.

  1. xD

    Enfermo xD

  2. Pingback: Micho, ese sabio. « No, si ya verás tú como…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: